La Atalaya (ed. para el público) — 1 de diciembre de 2011

Rate this item
(10 votes)

La Atalaya (ed. para el público) — 1 de diciembre de 2011      Descargar

Anunciando el Reyno de Dios 

Cualquier cosa que se adore puede denominarse un dios, puesto que el adorador le atribuye un poder superior al suyo y la venera. Una persona incluso puede hacer de su vientre un dios. (Ro 16:18; Flp 3:18, 19.) En la Biblia se mencionan muchos dioses (Sl 86:8; 1Co 8:5, 6), pero al mismo tiempo dice que los dioses de las naciones son dioses inútiles. (Sl 96:5; véase DIOSES Y DIOSAS.)

Last modified on Domingo 15 de Enero de 2012 00:43

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar